El cuadro de las IPs en Win XP

En el siempre inquietante mundo de la informática, a veces se sacan programas con fallos tontos o con “innovaciones” de los desarrolladores que nos hacen la vida mucho más difícil a los usuarios. De fallos tontos seguro que todos conocemos varios, pero en el caso de las supuestas innovaciones, siempre me vienen a la memoria los malditos recuadros del Windows XP (desconozco si sigue igual en Vista o en Win 7) para rellenar los datos de las conexiones de red.

Porque vamos a ver, ¿que problema había con poner ahí unos cuadros (en plan textarea) y que fuese el usuario quien rellenase las IPs, DNSs y demás retahilas de numericos? Fácil, simple y eficaz. Porque si alguien puede teclear un dígito, también puede teclear un punto. ¿O es que nos estamos volviendo gilipollas?

Pues no. Microsoft decidió innovar (vaya usted a saber por qué) y se le ocurrió ponernos unos cuadros para rellenar en los que los puntos que separan las distintas cifras ya vienen de fábrica. ¿Era necesario? Pues viendo los procesos mentales de las nuevas generaciones… pues igual sí.

El resultado supongo que ya lo sabréis si alguna vez habéis tenido que configurar la red: DA PENA.

No conozco a nadie que haya conseguido rellenar los datos correctamente a la primera; ya que sólo funciona perfectamente si la difra a introducir tiene un formato tal que XXX.XXX.XXX.___ ; porque como sea en plan XXX.XX.X.___ ya empiezan los líos en plan “Me ha agrupado las cifras donde no son” o “Ya me ha cambiado el 3 éste de sitio” y demás tocamientos escrotales.

De hecho, la forma más eficaz que un servidor conoce para rellenar dichos datos sin sufrir 3 infartos y 4 embolias es ir pulsando la tecla del punto cuando corresponda para que el cursor pase al siguiente grupo de dígitos.

Lo que me lleva al punto desesperante de todo éste asunto:

Si inventas un sistema que ya trae los puntos de serie para que no tengas que teclearlos; pero para que funcione correctamente tienes que seguir tecleándolos… ¿Qué cojones has inventado? Claramente acabas de inventar un zurullo.

El por qué de esta invención, supongo que alguien lo sabrá. Yo lo desconozco.

Si conocéis alguna razón por la que al que programó ésto se le debería conmutar la pena de muerte por 70 años de sodomización, tenéis los comentarios abiertos.